martes, 5 de agosto de 2014

Ruta 80. Tejos, Aguilón del Loco y Pino de la Entrega desde la Cañada de las Fuentes.



Barranco de la Cañada de las Fuentes – Paracillo de los 6 Pinos – Tejos Milenarios – Aguilón del Loco – Collado Trabino – Camino paralelo al Arroyo de la Cañada de Tíscar y las Fuentes – Camino del Barranco de la Presilla – Collado de Don Pedro – Viejo Camino de Herradura de la C.F. de la Fuente del Pino – Camino bajo el Cerrillo de los Corzos – Curva de los Vaqueros – Camino a la Cueva de los Maquis – Paraje de la Cueva de los Maquis – Los Callejones – Pino de la Entrega – Collado Angosto – Viejo Camino de Tíscar a Puerto Llano -  Paracillo de los 6 Pinos.

02.08.2014



Dejamos el coche en una curva pronunciada a la izquierda pasado el Nacimiento del Guadalquivir y la C.F. de la Cañada de las Fuentes, en el sendero marcado como “Sendero de los Tejos Milenarios”. 



 
Seguimos la senda que nos lleva hasta un mirador donde podemos observar varios tejos. El primero destaca por encontrarlo de frente y por su enorme envergadura.  





Disfrutamos de estos “ancianos” ejemplares. Miles de años soportando cambios e inclemencias… ¿Cuánto más durarán? El clima y la presión humana ¿los llevará al declive o soportaran estos avatares nuevos?… 





Volvemos el senderillo que nos lleva al mirador de los tejos y al enlazar con el camino nos desviamos a la derecha para acometer la subida al Aguilón del Loco. En dirección suroeste y tomando altura en diagonal hacía la cumbre, subimos por la escarpada y empinada ladera hasta la cresta del Agreal. Después de un rato mirando al suelo y como única referencia en el horizonte, el cielo, llegar a la cresta y ver esas vistas nos sorprende, incluso habiendo estado antes. 






Disfrutamos del sitio, nos relajamos y camino por la cresta hasta la grieta que da acceso a esta vertiente viniendo desde Collado Valiente, el Viso de la Nava o el Collado de Juan Fría.





La cumbre está cerca y la subida se hace ligera. Las vistas desde la cima son impresionantes. Hoy el día acompaña y pese a la bruma, la luz y la claridad abre a nuestros ojos una sinfonía de colores y agrestes paisajes. LOS AGRIOS, que áspero nombre para un lugar de espectacular belleza. 360º de grandeza:  Al Norte Puerto Lorente y la Cuerda del Gilillo, Al Sur Cuerda Calera, La Presilla y Tíscar, Al Oeste Loma Extremera y Collado Valiente y al Este Loma Cagasebo, Puerto Llano y Cabañas.




Bajamos buscando el Collado de Trabino y una vez en este descendemos por una cañada que siempre quieres andar cuando haces el cresteo de los Agrios. Seguimos el cauce seco del Arroyo de la Cañada de Tíscar y de las Fuentes y pronto se define un sendero que más adelante se convierte en un camino de 4x4 y un poco más adelante en una pista de tierra apta para cualquier vehículo.








En una curva pronunciada a la derecha sale en camino del Barranco de la Presilla. Cogemos el camino, muy deteriorado y a veces convertido en cauce del Arroyo, y después de dos desvíos indicados por estrar pintadas las piedras de rojo… con lo bonitos que quedan los hitos de piedra y llegan algunos y pintan con spray las piedras… sin conocimiento ¡¡¡



La subida nos lleva al Collado de Don Pedro y aquí tenemos la opción de subir al Cerro de Don Pedro o desistir y coger el viejo camino de herradura que nos bajará a la C.F. de la Fuente del Pino. Buenas vistas al Calar de Hinojares y al Palomas.



Hay que volver pronto por cuestiones que no vienen al caso y nos bajamos a la C.F. de la Fuente del Pino.

Lo de la Fuente del Pino es un decir porque fuente, lo que se dice fuente no vimos y mira que dimos vueltas. Indicada está en el cartelillo del GR-247 “FUENTE”… con la flechita en dirección a la casa… pero donde? Nada que no hay manera, así que camino.





Cogemos una especie de pista que llega hasta la casa desde la Curva de los Vaqueros, la seguimos y unos 300 metros antes de la Curva de los Vaqueros remontamos el talud para enlazar con la pista de “Puerto Llano”. 

En la misma curva salen dos caminos cerrados por barreras y cogemos el de la derecha.



Este nos lleva a una hondonada al abrigo, entre Los Callejones y Majal Ramblas, conocida como la Cueva de los Maquis. Un cartel deteriorado y los restos de un camino de herradura es lo que atesora este rincón, aparte de su  significado histórico que desconozco y lo bonito de su entorno.





Al final del sendero señalizado y justo en la tablilla que así lo indica, nos desviamos a nuestra derecha para no crestear el Toyillo Molina o Toalillo Molina y nos bajamos a la parte má cómoda de andar por la Loma de Cagasebo. Pronto llegamos a un rincón donde los pinos toman extrañas forma y sus trocos y nudos delatan los cientos de años de vida. Buscamos y damos con el conocido Pino de la Entrega. Grandioso, no por su altura y sí por su porte.


Caseta del Cabañas




Pino de la Entrega



Pino de la Entrega




Ahora bajamos por donde vemos factible y poco arriesgado el descenso, cerca del Collado Angosto. Aquí enlazamos con el Camino a Puerto Llano y Camino del Poyo las Palomas hasta el Perecillo de los Seis Pinos y por el Camino señalizado de los Tejos de vuelta al coche.